Los Pulmones regulan todas las actividades fisiológicas

En el capítulo 8 de las Preguntas sencillas dice:

«Los Pulmones son como un Primer Ministro a cargo de la regulación»

Es necesario contextualizar esta descripción funcional, así como la que se hace en la misma obra del Corazón: «El Corazón es como el Emperador, a cargo del Shen (Espíritu)»

El corazón es el emperador, los pulmones el Primer ministro
Por tanto, el Corazón es comparado con un Emperador y los Pulmones con un Primer Ministro que ayuda al Emperador. 

A través de esta comparación, queda patente la estrecha relación entre el Qi y la Sangre, en la cual los Pulmones gobiernan el Qi y el Corazón la Sangre.

El Qi «comanda la Sangre» 
y la Sangre es la «madre del Qi».

El Qi y la Sangre se asisten mutuamente y dependen el uno del otro; por ello la relación entre el Corazón y los Pulmones es comparada con aquella entre un Emperador y su Primer Ministro

Además, el Corazón y los Pulmones se ubican en el tórax, y ambos se relacionan estrechamente de otras formas.

El Zong Qi es un tipo de Qi y, como tal, es gobernado por los Pulmones; sin embargo, desempeña un papel importante, ya que asiste al Corazón en sus funciones. El Zong Qi juega también un papel importante en la circulación de la Sangre, que es gobernada por el Corazón. 

El Zong Qi ayuda al Corazón y a los Pulmones a impulsar el Qi y la Sangre hacia las extremidades, y especialmente hacia las manos. 
En el capítulo 71 del Eje Espiritual se dice: 

«El Qi de Reunión se acumula en el
tórax, asciende hacia la garganta, entra en el canal del
Corazón y facilita la respiración»

En las Preguntas sencillas, tras afirmar que los Pulmones son como un Primer Ministro, se explica que este órgano está a cargo de la «regulación». Esto quiere decir que, del mismo modo que un Primer Ministro regula todas las funciones administrativas, los Pulmones ayudan a regular las actividades fisiológicas de todos los órganos y en todas las partes del cuerpo; lo hacen de la misma forma que la oficina de un Primer Ministro que controla y dirige las funciones administrativas de todos los departamentos gubernamentales.

Los Pulmones regulan todas las actividades fisiológicas de varias maneras:

  • Gobernando Qi.
  • Controlando todos los canales y todos los vasos sanguíneos.
  • Gobernando la respiración.

Como el Qi es la base de todas las actividades fisiológicas y los Pulmones gobiernan el Qi, este órgano está consiguientemente a cargo de todas las actividades fisiológicas.

Esta función reguladora depende también de la función de los Pulmones de mover el Qi por todo el cuerpo. 

Puesto que los Pulmones están en la posición más elevada del cuerpo, su Qi desciende. 
De hecho, al estar en la parte más alta del tronco, son comparados en el Clásico de medicina interna del Emperador Amarillo con una «tapadera maravillosa», y es por ello por lo que
los Pulmones controlan el «ascenso y el descenso», así como la «entrada y la salida» de Qi en el Mecanismo del Qi 

Este órgano regula el ascenso y el descenso de Qi a través de su función de descenso, y la entrada y salida de Qi a través de su función de difusión. A su vez, la circulación del Qi por parte de los Pulmones depende del control que ejerce sobre los canales y la sangre

Esta idea se refleja en el dicho 

«Los Pulmones gobiernan los 100 vasos (mai)». 

Como los Pulmones gobiernan la respiración, esta es otra forma en la que este órgano regula todas las actividades fisiológicas.
A través de la respiración, los Pulmones distribuyen el Qi a todos los tejidos y a todos los órganos del cuerpo; desempeñan así un papel destacado en todas las funciones fisiológicas